Oreja De Coliflor: Una Deformación Que Acompaña A Luchadores Y A Jugadores De Rugby

En muchos casos, estas adversidades son menores y el daño en los tejidos se soluciona en escaso tiempo. Sea cual sea la causa, es importante esperar a que la hinchazón haya bajado y la oreja vuelva a estar sana antes de llevar a cabo cualquier clase de piercing. La oreja de coliflor, famosa asimismo como otohematoma o hematoma pericondrial, es una perturbación de la oreja ocasionada por un trauma que provoca una acumulación de sangre o de suero entre el pericondrio del pabellón auditivo y el cartílago.

Posteriormente se drenará la oreja y se enrollará con vendajes elásticos o de gasa en torno a la cabeza. Solo en el caso de complicaciones, como una infección fuerte o la presencia de partes necrosadas, se van a deber obtener las áreas afectadas para permitir la curación de los tejidos sanos. Por esta razón es muy común en los deportes de contacto, como el rugby, la lucha libre, MMA y las artes marciales y afecta mucho más a menudo a los hombres. Según ciertos estudios, hasta el 84% de los luchadores de género masculino muestran esta deformidad.

Cirugía De Oreja De Coliflor Y Otohematoma

La mejor forma de impedir la oreja de coliflor es eludir traumas y lesiones utilizando protecciones adecuadas durante los deportes de contacto. La oreja de coliflor está provocada por un golpe fuerte o por traumas reiterados en la oreja que llevan a la formación de un hematoma y la separación del pabellón auricular del pericondrio. La oreja de coliflor se puede tratar sacando el coágulo con una incisión para después dar unos puntos de sutura, sometiéndose a una intervención quirúrgica conocida como otoplastia o utilizando el drenaje de Penrose con una terapia compresiva. En todos los casos, para evitar una infección se proveerá un tratamiento con antibióticos durante unos 5 días. Más allá de que la causa más frecuente de la oreja de coliflor es un trauma contusivo en la oreja, a veces se puede deber a un piercing mal hecho o que se ha infectado.

porque los luchadores de ufc tienen las orejas hinchadas

Las “orejas de coliflor” son entre las deformaciones mucho más frecuentes en luchadores de artes marciales y jugadores de rugby y otros deportes de contacto que se produce gracias a un fuerte golpe o varios golpes repetidos en esta zona del cuerpo. El resultado es una deformación que puede asemejar una coliflor, de ahí el nombre de esta nosología. En todo caso, ha de ser un médico quien lo realice, aun en casos considerados de urgencia. El propósito del drenaje es la completa evacuación del hematoma subperiocondrial y la recolocación del pericondrio para hacer más simple la readhesión del cartílago.

Oreja De Coliflor Y Piercing

Para evitar su aparición sí tienen la posibilidad de emplearse ciertas protecciones como el conocido como “casco de melé” en rugby (que en este momento pueden llevarlo asimismo los jugadores que no forman parte en la melé) o el casco asegurador de la cabeza en deportes de contacto como el boxeo o el kickboxing. El tejido gelatinoso no está vascularizado, esto es, que para recibir nutrientes se vale del pericondrio, en el que sí hay vasos sanguíneos. En el momento en que el tejido gelatinoso de la oreja queda separado del tejido vascular por ese coágulo, el primero deja de recibir nutrientes, lo que hace que el tejido muera y empieze a acumularse tejido fibroso en esa zona, dando rincón a la deformación. La intervención para el otohematoma no necesita ingreso y, salvo en casos particulares, se trata de forma ambulatoria. Radica en la evacuación y reconstrucción del cartílago en la zona entre el antehélix y la concha, para posteriormente aplicar un rápido vendaje compresivo.